“Sesenta y piQuito, el valor de ser mayor”, el programa que impulsará la nueva Reina de la ciudad

Fuente: Fundación Patronato San José | 2010-09-29 | 05:03:26 PM
Adulto mayor
MDMQ
Adulto mayor
Adultos mayores en curso de capacitación
MDMQ
Adultos mayores en curso de capacitación
Adultas mayores en actividades prácticas
MDMQ
Adultas mayores en actividades prácticas
  • Currently 0/5 Stars.

Dirigido a los adultos mayores del Distrito

Quien resulte elegida “Reina de Quito 2010-2011” trabajará durante el año de su reinado conjuntamente con la Fundación Patronato Municipal San José en la atención a los adultos y adultas mayores del Distrito. Esta misión la conocen muy bien las candidatas al reinado de la capital ecuatoriana, a cuyas aspirantes se les recuerda que pueden inscribirse hasta el 7 de octubre en el Patronato (calle Chile 648 entre Benalcázar y Cuenca) y en el Swissotel de la avenida 12 de Octubre.

Hasta este lunes se registraron 40 chicas inscritas oficialmente como precandidatas.
 
Nilka Pérez - asesora social de la Fundación Patronato explicó que uno de los proyectos para atender a los adultos mayores impulsado por el Municipio de Quito es “Sesenta y PiQuito, el valor de ser mayor”.
 
¿De qué se trata?. Al momento este nombre lo tiene la revista editada por la Fundación Patronato dirigida expresamente a las personas que tienen más de 60 años. La novena edición será puesta en circulación en estos días, con temas de su interés como salud, nutrición, recreación, entre otros.
 
Así por ejemplo en la revista # 8 los temas abordados fueron “Vejez y pobreza”, “Estrés, un mal de todas las edades”, “Educación para el envejecimiento”, “Casa del Respiro”,  “Recetas de ensaladas”, “Reflexiones sobre el envejecimiento”, “El amor no termina con los años”, entre otros.
 
También se adoptó el nombre “Sesenta y piQuito” para otros proyectos que buscan revalorizar a los adultos mayores. La intención el nuevo año es que la nueva Reina y el Patronato ejecuten más acciones para este sector.
 
Según Nilka Pérez se trata de proyectos emblemáticos en el tema social, para atender a los adultos que han sido olvidados por la sociedad y en muchos casos hasta abandonados o considerados “una dura carga” para sus familiares.
 
“No es que ellos han cumplido su ciclo de vida. Son personas que  tienen mucha experiencia,  alegría y cuentan con esa sabiduría que las vida y los años les han proporcionado”, sostiene Pérez.
 
Por este motivo hacia ellos está dirigido el trabajo de la nueva Reina para concientizar a la comunidad sobre lo valiosos que son nuestros abuelitos y abuelitas. Para que  la familia no los rechace y se encargue de su cuidado disfrutando de su experiencia, sabiduría y la alegría que transmiten.
 
Los centros de atención de adultos mayores: Actualmente la Fundación Patronato Municipal San José, como parte de sus políticas sociales, brinda atención a la población de adultos mayores a través de los denominados CEAM (centros de la experiencia del adulto mayor).
 
Son espacios de interacción donde comparten, producen, aprenden, se recrean  y reciben una atención especializada y personalizada, promueven un estilo de vida saludable.
 
Su matriz está ubicada en la calle García Moreno S3-34 y Loja donde actualmente se registran 700 personas.
 
120 núcleos en todo el Distrito: Al momento en el Distrito se cuenta con  120 núcleos de CEAMS ubicados en 67 barrios, 33 parroquias rurales y 20 comunas. Últimamente se inauguró un nuevo centro en Calderón y muy pronto se abrirá en el barrio La Ecuatoriana, al sur; y, en la Carolina, al norte. Solamente este año hacia ellos han llegado alrededor de 14 mil adultos mayores.
 
Cursos que reciben: En estos lugares se dictan talleres de capacitación y recreación en desarrollo de expresión oral y habilidades manuales; educación, cultura y comunicación; desarrollo cultural y expresión artística; gastronomía; recreación y turismo; fomento del ejercicio físico; agricultura orgánica, primeros auxilios, entre otros.
 
Don Bolívar Cabrera, de 72 años de edad, es un asiduo usuario del CEAM del centro. Participa activamente en los cursos de baile y cada año se disfraza de diablillo en las fiestas del CEAM “es que no puedo vivir sin bailar y aquí doy rienda suelta a esta afición que llevo en mi sangre desde chiquito”, dice. Como él otros abuelitos y abuelitas llegan a este centro a divertirse y participar en las diferentes actividades.

Volver al inicio

Comentarios